Los siete mandamientos de los enlaces internos que mejorarán el SEO para marketing de contenidos

Casi todos los artículos sobre enlaces internos empiezan con una discusión sobre cuán complicado y a la vez importante es el tema. Por un lado, los enlaces internos son un concepto muy simple y todos deberían usarlos. Por otro lado, la teoría, el proceso y las mejores prácticas de los enlaces internos pueden ser bastante complejos. Es tan avanzado como simple. Pero independientemente de cuán complejo o básico es, no hay dudas de que es muy importante.

Los enlaces internos son una importante técnica de SEO, en especial para el marketing de contenidos. En este artículo, he optado por centrarme en los enlaces internos para el marketing de contenidos, porque es una de las formas más sencillas y directas de ver mejoras en el SEO. Además, los enlaces internos entre artículos de blog y otros contenidos es algo que puedes hacer de manera continua.

En este artículo, quiero ofrecer un nivel de conocimiento de SEO que beneficiará a los expertos en SEO, pero que también proporcionará información práctica para ayudar a los principiantes.

Una introducción a los enlaces internos

Cualquiera que sea tu nivel conocimiento en SEO, no hará daño repasar algunos conceptos básicos de los enlaces internos.

Definición de enlace interno

Un enlace interno conecta una página de un sitio web con una página diferente del mismo sitio web. En un enlace interno, el dominio de origen y el dominio de destino son el mismo.

Propósito de los enlaces internos

Los enlaces internos tienen tres propósitos principales:

  1. Ayudar en la navegación del sitio web
  2. Definir la arquitectura y la jerarquía de un sitio web
  3. Distribuir autoridad de página (page authority) y poder de clasificación a todo el sitio.

Hablaremos del tercer punto – cómo los enlaces internos pueden distribuir autoridad y poder de clasificación a múltiples páginas de un sitio web.

La teoría detrás de los enlaces internos

La mayor parte de la “información sólida” y de las “estrategias efectivas” sobre los enlaces internos son poco más que un sofisticado pronóstico. Aún así, hay algo de mérito en teorizar sobre cómo Google clasifica y valora la red interna de enlaces.

La teoría básica es la siguiente: los enlaces internos refuerzan el valor general de un sitio web para las búsquedas. Y lo hacen al proporcionar caminos claros para las arañas (spiders de Google), sesiones prolongadas para los usuarios y una red muy integrada de páginas y publicaciones.

Entonces, ¿cómo lo haces? Estos son los siete mandamientos.

Los siete mandamientos de los enlaces internos para un SEO de alto nivel

1. Crear mucho contenido

Para crear muchos enlaces internos, tienes que tener muchas páginas internas. El primer paso para una tener una excelente estrategia de enlaces internos es tener una excelente estrategia de marketing de contenidos. No se puede tener una sin la otra.

Cuando creas mucho contenido, tienes mucho contenido enlazable. Cuantos más enlaces a más lugares, mejor será tu estrategia de enlaces internos.

Algunas estrategias de enlaces internos proponen capas complejas de páginas, silos de contenido y una fórmula matemáticamente equilibrada para el número de enlaces a los niveles de páginas. Yo digo que en realidad no importa. Los enlaces internos no requieren planillas organizacionales y gráficos derivados trigonométricos.

Una estrategia de enlaces internos con mucho contenido se parece menos a un organigrama y más a una red.

No hay “ciclos”. No hay “silos”. No hay “niveles”. No hay diagramas de flujo estructurados.

Existen muchos enlaces felices que llevan a lugares útiles.

Para crear contenidos ricos en palabras clave, con la idea de enlazar páginas de forma natural, necesitas una estrategia. Ubersuggest te puede ayudar a encontrar las palabras clave apropiadas, lo que te da la dirección que necesitas para crear muchos contenidos de alta calidad.

Paso 1: ingresa tu palabra clave y haz clic en “Buscar”

Paso 2: haz clic en “Ideas de palabras clave” en la barra lateral izquierda

Paso 3: elige tus palabras clave sabiamente

Con 292 palabras clave, no faltan opciones. Al hacer tu selección, enfócate en las palabras clave que tienen un alto volumen de búsqueda, más de 1.000 es un buen comienzo, y un SD bajo (dificultad de SEO). Esto aumenta la probabilidad de que llegues a la primera página. Y cuando llegues a ella, sabrás que hay suficientes búsquedas para que valga la pena.

Si bien las oportunidades de enlaces internos deben ocurrir naturalmente, puedes conducir las cosas en una cierta dirección utilizando palabras clave long-tail en tu contenido.

Por ejemplo, quizás crees una publicación titulada “Cómo comparar fundas impermeables”. A lo largo del texto puedes utilizas palabras clave como fundas impermeables para iphone 6s plus y fundas impermeables iphone 7. Entonces, al crear contenido en que estas sean las palabras clave principales, puedes entrelazar las páginas.

2. Usar anchor text.

De acuerdo con el tema del contenido del enlace, tus enlaces internos deben usar anchor text en lugar de imágenes vinculadas. Está bien usar enlaces de imagen, siempre que las imágenes no sean la fuente principal de enlaces, y asumiendo que la imagen esté con una etiqueta alt apropiada.

Ya que estamos en el tema de las etiquetas alt, Sean Work dice:

El uso adecuado del anchor text, por supuesto, abre una nueva lata de gusanos. Obviamente, no quieres anchor texts optimizados. Usa fragmentos de oraciones naturales y no optimizados como anchor text, y lo harás bien. Sin trucos. Ni pensarlo demasiado. Sólo resalta, enlaza y listo.

Mira este artículo sobre link building para saber más acerca de anchor texts estratégicos.

3. Usar enlaces profundos.

Cuanto más profundos sean tus enlaces, mejor.

Hay dos tipos de enlaces que deberías evitar usar en tu contenido:

  • Página de inicio. La mayoría de los sitios tienen demasiados enlaces a la página de inicio. Es mejor fortalecer las páginas internas para impulsar el SEO general de tu sitio, en lugar de simplemente apuntar más enlaces a la página de inicio.
  • Contáctanos. Este es un error común de muchos que están iniciando en el marketing de contenidos. En su llamado a la acción obligatorio al final de una publicación, escriben algo como: “¡Llámanos para obtener más información sobre nuestros increíbles servicios!” Y enlazan a la página “contáctanos” utilizando el ancla “llámanos”. No enlaces a la página de contacto a menos que sea absolutamente necesario.

En general, deberías evitar enlaces a las páginas principales un sitio – páginas a las que el menú de navegación ya tiene enlaces.

Los mejores enlaces – y los enlaces más naturales en una estrategia de marketing de contenidos – se encuentran en lo profundo de la estructura de un sitio.

4. Usar enlaces que sean naturales para el lector.

Los enlaces internos requieren un enfoque centrado en el usuario para agregar valor e información. El valor del enlace que se distribuye en todo el sitio es secundario a este punto clave: proporcionar valor al lector.

Uno de los beneficios complementarios de los enlaces internos es que mejora la participación del usuario en tu sitio. Cuando un usuario ve un enlace informativo que realmente coincide con el contexto del contenido, es probable que haga clic en ese enlace. Puede ser un enlace externo, siempre y cuando sea algo que le interese al lector. Si es un enlace interno, el visitante permanece más tiempo y se involucra más en la experiencia de tu sitio web.

Dave Davies hizo una buena observación en su artículo de Search Engine Watch.

Cuando usas enlaces, le dices al motor de búsqueda que el contenido al que lleva el enlace es tan relevante e importante que quieres que tu visitante pueda simplemente hacer clic en un enlace para acceder a él. Básicamente, lo que enlazas es potencialmente tan relevante que el visitante puede querer detener lo que está leyendo y pasar a la siguiente página.

Los enlaces de contenido son una clara señal, tanto para el motor de búsqueda como para el usuario, de que el contenido al que enlazas es realmente bueno. A los lectores le gusta esto. Así, los enlaces internos ayudan a los lectores. Pero también ayudas a tu SEO.

Ganar. Ganar.

5. Usar enlaces pertinentes

Los enlaces internos, como he dejado claro, son menos rigurosos y científicos de lo que algunos podrían pensar. Pero aún así tienes que ser intencional. No te limites a enlazar por el simple hecho de enlazar. En cambio, debes enlazar a contenidos pertinentes para el contexto de la página origen.

Es decir, digamos que tengo una página en mi sitio sobre comida para perros. Y tengo una página en mi sitio sobre los hábitos de anidación de los periquitos. (No tengo ninguno).

¿Debo entrelazar esas dos páginas?

No existe una fuerte conexión entre la comida para perros y los nidos de periquitos, sobre todo en un nivel superficial. El entrelazamiento interno de estas dos páginas probablemente no proporcionaría un enriquecimiento mutuo.

Pero, si tengo una página sobre comida de periquitos, entonces podría ser un excelente enlace interno para mi artículo sobre nidos de periquitos. Lo más probable es que la información sobre “periquitos” esté en ambas páginas. Debido a esta superposición de contenidos, el enlace es relevante.

Tanto como sea posible, elige contenidos pertinentes para tus enlaces internos.

6. Utilizar enlaces dofollow.

Los enlaces dofollow son la mejor manera de construir la arquitectura de enlaces internos de tu marketing de contenidos.

Una estrategia teórica de enlaces internos del pasado era utilizar el atributo nofollow en la mayoría de los enlaces en una página, para dirigir el link juice a una única página. Este tipo de pagerank sculpting no funciona como una estrategia de SEO.

En 2005, los motores de búsqueda crearon el nofollow, conocido por el atributo rel=nofollow. La idea detrás del nofollow era que el enlace “no debería influir en el posicionamiento de la página enlazada en el índice del motor de búsqueda”. Como señaló Wikipedia, dichos enlaces “reducirían la efectividad de ciertos tipos de publicidad en Internet porque su algoritmo de búsqueda depende en gran medida de la cantidad de enlaces a un sitio web”.

A pesar del alboroto y la confusión a raíz del enlace nofollow, la mayoría de la gente ahora está de acuerdo en que es una buena idea. Como explicó Danny Sullivan, los enlaces nofollow pueden ayudar a los sitios a “evitar problemas con los motores de búsqueda, para que no crean que están vendiendo influencia o de alguna manera involucrados en esquemas considerados como prácticas inaceptables de SEO”.

Sin embargo, a pesar de su valor, el uso de enlaces nofollow no es una estrategia que debas usar en tus enlaces de contenido interno. El valor del enlace debe fluir libremente hacia y desde las páginas internas, en lugar de ser detenido por un nofollow. Mantén las cosas libres y fluidas.

7. Usar una cantidad razonable de enlaces internos.

No necesitas montones de enlaces en tu contenido interno. Las instrucciones de Google son simples: “Mantén los enlaces en una página determinada a una cantidad razonable”.

Pregunta: ¿Qué es una cantidad razonable?

Respuesta: nadie lo sabe.

Personas inteligentes han intentado responder la pregunta, pero ni siquiera Matt Cutts ha proporcionado una conclusión definitiva. Escribió: “Parecía correcto recomendar 100 enlaces más o menos” y “en algunos casos, podría tener sentido tener más de cien enlaces”.

Entonces, ¿deberías usar 100 enlaces? Tal vez, pero ese total de 100 enlaces incluye todos los enlaces de una página – pies de página, encabezados, barras de navegación, anuncios, todo. 100 enlaces no es tan difícil como suena, una vez que se calcula el número total de HREFs en una página entera.

Cuando se trata de enlaces internos, sugiero alrededor de tres a cuatro, dependiendo de la extensión de tu publicación. Normalmente escribo artículos con más de 1.500 palabras, y no tengo una barra de navegación llena de enlaces. Por lo tanto, no me sentiría mal por incluir diez o veinte enlaces internos si fuera necesario.

No hay un número mágico. Sin embargo, lo más importante es el usuario. Deberías añadir tantos enlaces como sean útiles para los usuarios.

¡No crees bloques masivos de enlaces de pie de página en todo el sitio!

Esta era una práctica muy común en los sitios web de viajes e inmobiliarios hace un par de años. Estos sitios web colocaban sus enlaces internos más valiosos y ricos en palabras clave cerca del pie de página. No era raro ver más de 50 de estos tipos de enlaces cerca del pie de página. El problema es cuando tienes un sitio web con miles de páginas web; esto se multiplica rápidamente en decenas de miles de enlaces “spamtastic” por los que los motores de búsqueda penalizarán rápidamente tu sitio. En 2013, muchos de estos sitios recibieron una penalización de los algoritmos por tales prácticas.

Conclusión

Es muy fácil utilizar los enlaces internos teniendo presente estos siete mandamientos. No es abrumador, complicado o difícil. Lo mejor es que con enlaces internos consistentes tendrás un perfil de enlaces más fuerte y un mejor SEO. Incluso vale la pena revisar tus contenidos más antiguos para asegurarte de que tenga suficientes enlaces internos.

Compartir

Neil Patel

source: https://neilpatel.com/es/blog/los-siete-mandamientos-que-mejoraran-el-seo/