7 Señales Que Muestran Que No Estás Hecho Para Ser Emprendedor

stress

Emprender no es para todo el mundo.

Con frecuencia lleva años de duro trabajo, horarios interminables, y ningún reconocimiento. Muchos emprendedores se rinden, o fallan por otras razones, como quedarse sin dinero.

Las estadísticas muestran que más del 50% de todos los negocios fracasan en Estados Unidos después de cinco años.

El 40% de los fracasos de startups se debe al equipo equivocado para el proyecto, seguido muy de cerca por falta de tiempo y participación, con un 38%.

pasted image 0 577

He hablado abiertamente sobre mis fracasos del pasado como emprendedor.

Dirigir tu propio negocio y tener el control de cómo inviertes tu tiempo es estupendo. No puedo imaginarme haciendo otra cosa.

Pero, también es muy difícil.

No vas a tener éxito todas las veces.

Puede que fracases tres veces seguidas. Pero la cuarta vez puede ser un éxito rotundo.

Mi primera empresa falló de manera inimaginable, y la segunda fracasó y me dejó una deuda de más de 1 millón de dólares a los 21 años.

Si me hubiera rendido, todavía estaría pagando esa deuda.

Pero seguí creando productos y resolviendo problemas.

Para mí, no había otra opción. No me imaginaba haciendo otra cosa en mi vida.

Si los fracasos y la falta de garantías de éxito te asustan, es probablemente una señal de que no estás hecho para ser un emprendedor.

Estos son otros 7 indicadores de que es el momento de decir ‘hasta aquí’ a tu intento de iniciar tu propio negocio.

Te gusta estar en tu zona de confort

Como emprendedor, no hay dos días iguales.

Un día puedes estar solo completamente, escribiendo, diseñando, o creando código para tu producto.

El día siguiente puedes estar haciendo llamadas de ventas, haciendo entrevistas, o siendo un invitado en un podcast.

Si eres introvertido, como yo, el primer día puede que te parezca un horror.

Pero debes exponerte al  público y estar en paz con la idea de hacer cosas que no te gusten.

pasted image 0 581

Déjame preguntarte algo: ¿Cuándo fue la última vez que hiciste algo que te asustó?

Puede que suene duro. Pero si no recuerdas las última vez que asumiste un riesgo, entonces tal vez ser emprendedor no sea para ti.

Vera Wang asumió un riesgo al empezar su negocio de moda.

Fue algo que definitivamente se salía de su zona de comfort.

La ex patinadora artística no se clasificó para los juegos Olímpicos de 1968. Supo que tenía que reinventarse y pivotar su carrera hacia otra cosa.

Ella ya se encontraba trabajando en Ralph Lauren, pero no fue hasta 1989 cuando descubrió su verdadera pasión.

Se estaba preparando para su boda y no le gustaba ninguno de los vestidos que veía. Pensó que deberían existir opciones más modernas y con estilos actuales.

Así que hizo su propio vestido.

Realizó un boceto y contrató a una modista que lo hizo por $10,000 dólares.

Fue un gran riesgo, pero tuvo resultados. Ahora Vera Wang en conocida mundialmente por su estilo innovador en los trajes de novias.

Nada de eso hubiera sido posible si no se hubiera arriesgado a hacer su primer vestido.

Piensas que es un camino para hacer dinero fácil

No puedo imaginar una manera más lenta de ganar dinero que emprendiendo.

Puedes trabajar muchos años, sin siquiera ver un centavo.

Esto es exactamente lo que me pasó a mí con mis primeros tres negocios : Advice Monkey (fue un fracaso), una empresa de alojamiento web (un fracaso), y Crazy Egg (un éxito eventual).

La siguiente infografía describe el camino típico hacia el éxito para una startup.

pasted image 0 576

Lo que no muestra es que este proceso ocurre a lo largo de meses o años.

El tiempo que lleva conseguir ganancias con tu startup puede llegar a ser extenuante.

Trabajas más de 8 horas al día, dejando poco tiempo para otras oportunidades de generar ingresos, como otro trabajo, por ejemplo.

Muchos emprendedores exitosos han logrado trabajar en su propio negocio mientras tenían un trabajo a tiempo completo, como es el caso de Jason Quey.

Inició un negocio de ropa a los 22 años, y ganó más de $200,000 dólares el primer año, mientras tenía un trabajo a tiempo completo.

Eso es bastante impresionante.

Pero no es la norma.

Aunque es posible empezar un blog o negocio que genere dinero rápidamente, en la mayoría de casos no es así durante un año o más.

Tienes que iniciar tu negocio con la mentalidad de que seguirás trabajando en él los siguientes cinco años.

Como dice Jeff Haden: “Como empresario, te ganas hoy el derecho a seguir teniendo tu negocio mañana.”

Nada está garantizado en el futuro. No puedes tratar tu negocio como un esquema para hacerte rico rápido. Simplemente, no funciona así.

Eres un procastinador

Si no puedes gestionar tu tiempo de forma efectiva, lo más seguro es que fracases como emprendedor.

Cuando trabajas para ti mismo, no hay un jefe supervisándote o controlando tu tiempo, para asegurarte que estás trabajando con la intensidad necesaria.

Si no estás trabajando duro en tu propio negocio, entonces, ¿para qué lo haces en primero lugar?

Si estás trabajando duro, pero sientes que no estás llegando a ninguna parte, debes dar un paso atrás y priorizar tus tareas.

pasted image 0 582

Tus tareas solo pueden pertenecer a una de cuatro categorías.

Urgente e importante

Estas son cosas que simplemente no pueden esperar.

Sea una cotización para un cliente, devolver una llamada, o terminar una publicación antes de la fecha de entrega para tu blog; tienes que asegurarte de que se realice.

Importante pero no urgente

Esta es una tarea que es importante, pero el mundo no acabará si no la haces inmeditamente.

Esto podría ser responder correos electrónicos rutinarios, o actualizar tus redes sociales.

Urgente y no importante 

Una tarea urgente que no es importante puede ser algo como renovar la licencia de tu empresa, o pedir suministros para tu oficina.

Puedes delegar estas tareas  sin problemas a otras personas.

No urgente y no importante 

¡Ni siquiera pierdas tiempo con estas tareas! Deshazte de ellas.

Un ejemplo de una tarea como esta podría ser explorar una nueva idea de negocio. No significa que sea algo malo, pero no aportará nada a tu negocio actual.

Déjalo en espera hasta que encuentres el momento oportuno para dedicarte a ello.

La investigación ha descubierto que hacer multitasking no es efectivo.

La falta de enfoque cuesta a la economía global ¡cerca de $450 billones de dólares al año!

pasted image 0 588

De media, las personas pasan un minuto realizando una tarea antes de distraerse con otra cosa.

Y lo más sorprendente es que pueden tardar 25 minutos en volver a concentrase en su trabajo después de una distracción.

Las estadísticas acerca de los efectos del multiasking en el cerebro son peores.

Hacer multitasking puede reducir tu coeficiente intelectual ¡15 puntos!

Es un efecto temporal, pero no deja de ser impactante.

Las personas que hacen mulstitasking, además, tardan un 50% más en completar la tarea y cometen un 50% más errores que las personas que se concentran en una única tarea a la vez.

pasted image 0 596

Si eso no es suficiente para que te asustes y le des a tu trabajo toda tu atención, no sé qué podría hacerlo.

No sabes crear una estrategia de marketing 

Este es un punto difícil.

Aprender marketing lleva mucho tiempo.

Cuando empecé Advice Monkey, contraté una agencia de marketing para hacer crecer mi negocio. Gasté todo mi dinero contratándolos, pero no me dieron resultados.

No tuve otra opción que aprender marketing.

Esa empresa de todas maneras terminó fracasando, pero, las lecciones que aprendí permitieron que me convirtiera en quien soy hoy.

Cuando estás empezando, debes ocupar muchos roles dentro de tu empresa.

Eres el gerente general, el gerente financiero, el agente de servicio al cliente, el conserje, y todo el departamento de marketing, en uno solo.

¿Divertido?

Puedes tener un producto fabuloso, pero sin el marketing apropiado, nadie jamás lo conocerá.

Tienes que invertir tiempo en aprender cómo promocionar tu negocio.

He escrito sobre marketing con mucho detalle, pero estas son las cosas principales que debes incluir en tu estrategia.

Un perfil del cliente

¿Cómo sabes qué producto crear o cómo venderlo si no sabes a quién se lo estás vendiendo?

Piensa en tu cliente ideal. Esta es la persona para la que estás creando este producto o servicio.

Escribe todo lo que sabes acerca de tu cliente ideal.

Tu perfil del cliente debería incluir edad, rango salarial, qué tipo de empleo tiene, cuáles son sus puntos de dolor, y cómo tu producto le va a ayudar.

pasted image 0 601

Tu propuesta de valor

Esta es la razón por la cual tus clientes compran tu producto o servicio.

Es lo que te hace único, innovador, y que hace que valga la pena el dinero que están invirtiendo.

Una buena propuesta de valor incluye el beneficio clave de tu producto de una forma que no sea muy impositiva.

Un buen ejemplo de ello es Uber. Se enfocan en mostrar que son “la mejor manera de transportarse.”

pasted image 0 595

Uber explica cómo funciona en una sola frase: “Un toque y un automóvil llega directo a ti.”

Ellos nunca dicen que los taxis o el transporte público sean terribles. Solo se enfocan en explicar su servicio de manera clara y cómo este se ajusta a tu día.

pasted image 0 584

Personalmente, soy un gran fan de Uber. Lo uso para transportarme cuando viajo, en lugar de alquilar un coche.

Tus objetivos de marketing y de ventas 

Es posible que no sepas exactamente cómo promocionar tu producto en este momento, pero, ¿tienes claro hacia donde vas? 

Tener objetivos claros para tu estrategia de marketing es muy importante para el éxito a largo plazo de tu empresa.

Escribirlos hace que tengas un 50% más de probabilidades de lograrlos.

Si estás creando un nuevo software, tu objetivo probablemente sea obtener tantos usuarios como puedas.

Tienes que ser específico con tus objetivos.

¿Cuántos usuarios quieres tener este trimestre? ¿El siguiente? ¿Al final del año?

Debes especificar cada cosa y monitorear tu progreso constantemente.

No se te ocurre ningún problema a solucionar 

Piensa en tu día a día.

¿Se te ocurre alguna idea para un producto que haría tu vida más fácil y eficiente?

Quizá tu idea sea un dispensador automático para esas bolsas delgadas de los supermercados que son tan difíciles de abrir con tus dedos.

O, podrías inventar una manera más sencilla de encontrar lo que buscas en los pasillos de los supermercados, como una aplicación que incluya un mapa de los pasillos en lugar de tener que caminar por cada uno.

¿Te has dado cuenta de que no me gusta mucho ir de compras?

Pero la clave de esto es que si no puedes pensar siquiera en una sola cosa, aunque sea pequeña para mejorar tu vida, ¿cómo puedes mejorar las vidas de los demás?

Ser emprendedor significa crear soluciones creativas para los problemas y hacer algo enteramente nuevo para mostrar al mundo.

Tu idea puede provenir de muchos años de experiencia, o tener la idea cualquier día de la nada.

Pero tienes que tener una idea.

pasted image 0 593

La mayoría de los fundadores de startups tienen ideas después de trabajar algún tiempo en sus industrias y conocer los problemas de primera mano.

Seguido muy de cerca, con un 19%, tenemos a los fundadores que inventaron algo que querían que existiera en el mundo.

En tercer lugar, con un 11%, están los fundadores cuyas ideas son copias de otras empresas, pero hacen algo mejor o diferente.

Cualquiera que sea la categoría en la que cae tu empresa, necesitas saber cómo atraer clientes. Eso significa saber qué problemas tienen las personas y resolverlos.

Si no puedes hacer eso, no eres un emprendedor.

Haces muchos planes pero no actúas 

Muchas personas piensan que hacer un plan de negocios significa que han empezado un negocio.

Eso está bien lejos de la realidad.

Puedo planear mis comidas para toda la semana, pero si no las cocino, ¿comeré alguna? ¡No!

Planear no significa nada sin actuar. 

A muchas personas les da miedo fracasar si empiezan un negocio. Un estudio reciente de la Unión Europea encontró que casi un 40% de las personas  que quieren empezar un negocio temen fracasar.

pasted image 0 575

Las preocupaciones financieras son comprensibles, definitivamente. Muchos emprendedores quiebran sin siquiera llegar a tener  éxito. Eso me pasó a mí.

De manera sorprendente, “el miedo a perder libertad” también está entre los principales temores de las personas para emprender.

Lamento decírtelo. pero la vida de un emprendedor no es la más carismática.

En las primeras etapas de crear tu negocio, tienes mucha presión. No podrás pasar mucho tiempo con familia y amigos.

Sentirás que todo lo que haces es para tu negocio, porque lo es.

Ser emprendedor no es para los que les gusta sentir seguridad, y definitivamente no es para personas que temen fracasar.

Puedes hacer los planes necesarios para empezar tu negocio mientras que tomas medidas diarias para lograrlo.

Quizá necesitas obtener capital.

Mientras haces eso, puedes empezar a trabajar para obtener licencias o permisos para operar, investigar los productos que necesitarás y crear relaciones con los proveedores.

Siempre hay tareas que puedes adelantar mientras desarrollas tu negocio. 

Si solamente estás haciendo una lista de cosas por hacer, esas cosas nunca las vas a realizar.

Te llevas bien con todos

Ser emprendedor no te convierte en una moneda de oro para caerle bien a todos.

Desde tener que contratar y dejar ir a empleados, hasta trabajar con socios, en todos los casos tienes que saber cuánto pelear por tus ideales cuando otros están en desacuerdo contigo.

Una investigación científica reveló que los adolescentes asociales tenían más probabilidad de convertirse en empresarios.

Otro estudio sobre emprendedores que empezaron más de una empresa, encontró que estos tienen más habilidades persuasivas que una persona promedio.

pasted image 0 591

Parte de ser persuasivo es convencer a otras personas de que tienes razón cuando creen que estás equivocado.

Si eres el tipo de persona que no puede lidiar con la confrontación, ser emprendedor no es para ti.

No estoy diciendo que debas gritar a las personas o intimidarlas para salir con la tuya. Esas son tácticas infantiles que no utilizan los líderes efectivos.

No puedes estar pensando si le gustas o no a tus empleados, no decir las cosas como son y cuando son, y temer dejar ir a alguien.

El 82% de las personas no confían en los líderes que no dicen la verdad.

pasted image 0 599

¡Es increíble!

Un buen líder siempre dirá a sus empleados la verdad, aun cuando si son malas noticias.

Es tu trabajo dirigir el barco y asegurar a tus empleados que tienen botes salvavidas en caso de que haya problemas en la empresa.

No dudes en tomar decisiones contundentes y actuar rápidamente.

No todos van a quererte, pero las persona respetan a los líderes que dicen la verdad.

Conclusión

Emprender y ser empresario no es para todos.

La sangre, el sudor y las lágrimas que tienes que derramar para empezar y hacer crecer tu propio negocio son suficientes para que la mayoría de las personas se ahuyenten y desistan.

Tienes que ser amigo del fracaso y aprender a vivir fuera de tu zona de confort. 

También tienes que llevar tus ideas a la práctica y manejar tu tiempo muy eficientemente.

Empezar un negocio puede ser algo solitario al principio. Puede que tengas un co-fundador, pero aún así, te sentirás como si estuvierais  los dos solos contra del mundo.

Así me sentí yo cuando empecé KISSmetrics con Hiten Shah. Estábamos creando una herramienta estupenda entre los dos, que tuvo muchísimo éxito, pero al principio fue muy difícil.

Hiten y yo compartíamos la misma ética laboral. Trabajábamos 16 horas al día, o más en algunos casos, para terminar todo lo que había que hacer.

Si tienes la suerte de tener un socio con la misma dedicación que tú, esto puede ayudar a que el camino de la nueva empresa sea mucho más fácil.

pasted image 0 586

Si lo haces solo, es difícil mantenerse positivo y vencer los obstáculos.

Aunque perseveres, vas a fallar en algún momento.

Es algo inevitable para los emprendedores.

Tienes que levantarte solo, aprender de tus errores, y continuar.

No todo el mundo puede hacer eso.

Si pudieran, todos serían empresarios.

¿Ya eres un emprendedor? ¿Cuál es el mejor consejo que le darías a la versión más joven de ti mismo que está empezando?

 

Compartir

Neil Patel

source: https://neilpatel.com/es/blog/no-estas-hecho-para-ser-emprendedor/